jueves, 29 de septiembre de 2011

Bailando a tu ritmo...

Esta vez me iba a tocar bailar al ritmo que me marcasen...
No tenías las de ganar, El-la. No. No en esta liga a la que no perteneces. El equipo contrario viene dotado de serie: carrocería de diseño, interior impecable, ordenador de a bordo, frenos de emergencia y sistema de control de dirección. Diseño limpio, esbelto pero robusto que se aleja un poco de los planos masivos que a ti  te van. Un híbrido. 

Esta vez no iba a ganar.Tendría que volver a ser la chica tímida e insegura que, en realidad, nunca fui. Volverían las dudas.
Me refugiaré en el silencio me dije. Dejaré que mi cuerpo baile al son de tus caricias, que se hinche con el deseo. Dejaré que repases una y otra vez mi contorno, que destroces mis pezones de tanto gastarlos... pero no hablaré. No contigo. Con todos menos contigo. Me reiré a carcajadas con las bromas de los otros. Aunque tu sabrías que aquellas carcajadas eran tuyas. Lo hice.
Y luego un día ... ya no pude parar de hablar. Conjugué un verbo entero  para ti...
Y te conté que te iba a escribir las cartas de amor que nadie antes te había escrito.

sábado, 24 de septiembre de 2011

Rasurando al erizo peludo...

¡Ay!


Pues aquí estoy rasurando al erizo peludo con cuchillo de monte... Me acicalo para mi hombre. 


Me encontrará suave, empolvada en talco y con sabor a helado de chocolate y turrón que todavía no es su preferido. 

Lo será mañana.


miércoles, 21 de septiembre de 2011

El origen del mundo entre mis piernas...

L'origine du monde. Gustave Courbet, Musée d'Orsay Paris.
-"¿Qué tienes entre las piernas El-la?"
Depende. La mayor parte del tiempo tengo esto... una línea con una flecha invertida correctamente recortada marcando el camino.
En los momentos especiales atrapo con estos bordes el deseo de un hombre... un deseo penetrante que invade esta trinchera con sus armas habituales, en esos momentos tengo pene: el pene de un hombre... un pene que no es mío... ¿o sí?
¿Cual será mi verdadera naturaleza?

Parece que mis intentos de escribir con un nick de hombre: elfx  y otro de mujer: El-la ha generado una pequeña duda entre los habituales del blog. Espero que este post solucione las dudas.
Este cuadro me impresiona siempre... cada vez que tengo el placer que poder dar una vuelta por el Musée d'Orsay donde campa a sus anchas!

domingo, 11 de septiembre de 2011

El 11 de septiembre de 2001 no te conocía aún...

De blanco y negro
El 11 de septiembre de 2001 no te conocía aún...
Sé donde estaba aquel día: en casa por una vez...
El día que te conocí sé también donde estaba: de pié delante de ti, sentado con los brazos detrás de la nuca, lleno de seguridad y testosterona..., las piernas abiertas y yo intentando saber si sabías lo que estabas haciendo, si sabías que te estabas ofreciendo.
Es posible que fuese septiembre también pero no recuerdo la fecha.
No me viste llegar. Hiciste una broma casual, hablaste de ti, me hiciste preguntas. Era tu trabajo.

Si pudiese volver a ese día te diría:
"En unos meses me iré de aquí para escapar de lo que sentiré por ti. Volveré, un año después, sin haberte olvidado.
Cuando vuelva me estarás esperando y esta vez me verás llegar ...
Te quedarás sin voz, no me harás ninguna broma casual más, no me harás las preguntas que querrás hacer...
Vivirás al ritmo de lo que mis miradas, gestos y torpezas te hagan creer...
Te dormirás pensando en mí. Te despertarás deseándome.
Dentro de un año y medio te morirás por preguntarme: ¿Me quieres El-la?"

No no te diría todo eso... Si pudiese volver al día en que te conocí te diría solamente:
"Sí, mi amor te querré. En realidad ya he empezado a amarte hoy."
Y luego miraría mi agenda para saber el día y la hora exacta en que ibas a cambiar mi manera de vivir.

jueves, 8 de septiembre de 2011

Si alguien me preguntase...

Si alguien me preguntase por un look y un momento perfecto elegiría una mañana de septiembre, todavía verano, en un país extranjero... una falda negra por encima de la rodilla, una camisa blanca de seda salvaje sin mangas que había diseñado yo misma. Sin medias, con unos Stileto con el escote bajo enseñando el nacimiento de los dedos de los pies... Mi piel casi miel por una vez. Llevaba todas las perlas falsas que tenía y también unas buenas. Un portafolios de cuero negro y un llavero con forma de corazón que lucía I love NY... Ya en la avenida, con el pelo recién lavado moviéndose al ritmo de la brisa busqué mi reflejo en las cristaleras de la cafetería (me acababa de mudar y mi piso no tenía más espejo que él del lavabo) Sentí que nunca en mi vida había estado tan guapa, tan sexy como ese día... y que posiblemente no volvería a estarlo nunca. Me faltabas tú para murmurar a tu manera: "hoy estás más guapa que ayer pero menos que mañana...", el piropo que nadie se atrevió a decirme en aquella ciudad lejana.
Si una mano hacedora divina hubiese venido de noche a meterse en mi cabeza y me hubiese preguntado por mi hombre ideal... hubiese encontrado tus medidas: tenías que ser delgado y espigado como un junco. Pero la edad te ha hecho ensanchar. Nunca estarás mejor que ahora... treinta y tantos... Hubiese pedido tus muslos fuertes y tu pecho firme, redondeado y duro que no se parece en nada a mi pecho blando y suave de mujer. Hubiese escogido tu cuello, tu cara menuda, tu boca llena de dientes y tus ojos no demasiado grandes pero que pueden follar con la mirada. Y ese pelo que no puedes dominar. Te habría escogido así tal cual eres. El hacedor ha debido venir y hacerte justo a mi medida, no es posible pero así ha sido. No importa demasiado que no sepas vestirte. Te desnudaría y te vestiría como a mi me gusta...  Aunque llegados a este punto tu y yo y el gran hacedor sabemos que no llegaría a vestirte... desnudo estás perfecto para mí.

domingo, 4 de septiembre de 2011

Ejerciendo mis derechos.

Manuale de amore en solitario 
Permiso para hacer fuego

"Cierra los ojos mi amor y iré a tu lado ahora. 
¿Me sientes a tu espalda? 
¿Sientes tu piel cubierta por mi piel? 
¿Sientes a esta mujer que te clava los pezones en la espalda 
¿Sientes como me hipnotiza tu cuerpo? 
¿Notas mis labios en tus hombros, la forma de mis dientes... 
mi brazos rodeando tu pecho? 
Estás guapo cuando te abrazo...
He venido aquí para rozarte, 
para traerte mis muslos redondos 
y la flecha invertida de mi vello castaño oscuro ...
No abras los ojos mi amor e iré a acariciarte ahora. 
Estás guapo cuando te acaricias... 
Cierra los ojos, mi amor, y mírame. 
Echa la cabeza hacia atrás y gime...
Estás guapo cuando gimes...
No abras los ojos mi amor y estaré aquí a tu lado siempre que me busques... 
siempre que lo desees. 
Es tu derecho. El único que tendrá este derecho en este universo de incógnitas. 
Yo te lo doy"